Dhyvana, mi ritual de belleza diario

Hello ¿qué tal ha ido vuestro fin de semana? Con este frío yo he aprovechado para quedarme en casita (aunque algún que otro evento he tenido, pero puntual) cubierta de mantas por todos los lados. No hay mejor plan para retar al frío.

¿Y qué mejor que aprovechar estos días de hogar cálido para llevar a cabo nuestro ritual completo de belleza? ¿Tenéis alguno en concreto? Es muy importante establecerse un ritual de belleza diario y otro más puntual para poder combatir tres elementos claves que perjudican nuestra piel en el día a día:

Uno de ellos, básicamente, es prevenir el envejecimiento prematuro. Otro es el de acabar con la deshidratación de nuestra piel, la oxidación celular y la inflamación de los tejidos. Todos estos motivos derivan a un único problema: PIEL APAGADA Y DESNUTRIDA.

Es muy importante adoptar un estilo de vida saludable ya que hay agentes externos que provocan leves (y no tan leves) problemas en nuestra salud y piel. Por ello una de las cosas más fundamentales que debemos de hacer es, adoptar una rutina diaria en la que definamos nuestro ritual de belleza.

Y hoy, os voy hablar del mío: DHYVANA.

IMG_4605

Quiero que conozcáis cada una de las ventajas que presentan estos productos:

– La primera y fundamental es que son altamente recomendables para mi tipo de piel: sensible y delicada.

– Otra, es que son realizados con principios activos de alta calidad, es decir, comprenden ingredientes de cultivo ecológico y naturales, libres de parabenos.

Hay especialmente tres productos de DHYVANA que me enamoraron, no solo por su aroma, sino por la pronta suavidad y luminosidad que aportan a mi piel y son el Jabón Refrescante de Papaya y Jengibre, la Crema Hidratante de Malva Silvestre y el Gel Exfoliante con olor a miel y limón.

Estos tres productos los combino de la siguiente manera:

Ritual de belleza diario: Jabón + Crema Hidratante

Antes de aplicar mi crema hidratante, procuro aplicarme el Jabón Refrescante de Papaya y Jengibre, una exótica experiencia que despierta los cinco sentidos. Sus principales ingredientes permiten limpiar de manera profunda las impurezas y evitar la aparición de puntos negros. Sus propiedades antisépticas aportan un brillo inmejorable a mi rostro dándole ese toque de luz que en ocasiones cuesta conseguir. Después, la crema hidratante hace que refuerce la luminosidad, actuando como escudo contra las agresiones externas.

IMG_4607IMG_4609

Ritual de belleza puntual: Exfoliante + Crema Hidratante 

Este ritual, lo aplico normalmente sábados o domingos ya que tengo algo más de tiempo libre y merece la pena disfrutar de la esencia de la miel y el limón del Gel Exfoliante. Es un eterno capricho agradecido, ya que el toque de luz y suavidad en el rostro se empieza a notar en las primeras aplicaciones. Para aumentar la sensación de fresco no hay nada como sellar una piel limpia y perfumada con la crema hidratante de Malva Silvestre.

IMG_4610IMG_4612

¿Con cuál de estos rituales os quedáis? Yo no pude elegir, por lo tanto ¡me quedo con los dos!

Si os habéis dado cuenta, el packaging es una pasada. Reúne todos los valores de la marca y los colores son muy trend. Si los probáis, me gustaría que me contarais vuestra experiencia en mi Facebook o Instagram.

IMG_4611

🙂

 

 

 

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 1 =